OmbuShop Crea Tu Tienda Online

Tendencias en e-commerce para el 2016

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Email
  • RSS

El e-commerce ya no es novedad, no es una tendencia, sino que es una realidad. Llegó para quedarse y sabemos que en algunos países de Latinoamérica es todavía muy joven y tiene todo el futuro por delante. Crece y evoluciona todo el tiempo presentando nuevos desafíos y aprendizajes para las marcas, quienes deben adoptarlo a su estrategia omnicanal. Hay quienes lo vienen logrando de una manera exitosa pero aún tenemos mucho camino por delante y mucho por evangelizar. Son pocas las marcas en la industria de indumentaria que consideran a sus tiendas online como pares al retail, pero quienes lo hacen – y de forma profesional- son testigos de su éxito.

13086986_1189821004385927_6717544492096728147_o

La revolución logística
Un punto clave que además de ser una tendencia es todo un desafío para algunos países latinoamericanos es el envío y los plazos de entrega. En el mundo las grandes marcas están trabajando en acortar dichos plazos para mejorar la experiencia de compra y diferenciarse de sus competidores. Algunos ya hablan de “hiperaceleración de los tiempos de envío y en eso Amazon lleva la delantera con su servicio de entrega “en el día” a diferentes destinos y su promesa de incorporar drones a su flota de reparto. Las empresas de logística están también trabajando mucho en desarrollar servicios de entrega ultra rápidos para satisfacer las necesidades puntuales de las empresas de comercio electrónico y de aquellas que venden online.
En algunos países de la región estamos muy lejos aún de esta revolución y todavía nos enfrentamos a costos altos en el servicio de logística y deficiencias en su calidad, pero igual hemos tenido nuestros avances y las marcas empiezan a ofrecer mejores servicios.

La llegada del m-commerce

El consumo mobile crece a pasos agigantados en la Argentina y en el mundo. Todos los estudios demuestran que, gracias a la cada vez más alta penetración de smartphones y tablets, el consumo de internet a través de celulares aumenta día a día. Y no solo el consumo de internet en general es el que crece, sino que cada vez más personas compran por internet desde sus celulares y tablets. Cada vez realizan más operaciones con sus celulares y abren menos sus computadoras de escritorio o portátiles. Hoy tener un e-commerce que no sea responsive (que permite que la visualización de su contenido se adapte a celulares y tablets) significa perder ventas todos los días. De hecho, la mirada tiene que estar ya puesta en el desarrollo de aplicaciones mobile desde las cuales nuestros clientes puedan comprar, en pocos clics, nuestros productos.

Publicidad cada vez más personalizada

El mundo digital permite realizar activar acciones de publicidad y promoción altamente segmentadas mejorando esto de forma destacada los resultados que se obtienen. Si construimos bases de datos con información acerca de lo que nuestros clientes nos han comprado, podemos diseñar estrategias apuntadas a la re compra y fidelización del consumo: productos relacionados, nuevas ofertas luego de un ciclo de vida de producto, productos complementarios, etc. Asimismo, herramientas como el remarketing (anuncios pensados para rastrear el historial de navegación de un usuario) permiten obtener excelentes resultados.
Las aplicaciones Big Data ya llegaron y quizás nos resulten un tanto lejanas hoy, pero en nuestros e.commerce contamos con un importante volumen de información que, correctamente procesado e interpretado, nos permite diseñar planes de comunicación estratégicos de alto impacto. La información está, solo necesitamos de un equipo profesional de marketing online que convierta ese input en acciones comerciales concretas.

El desafío de la omnicanalidad

Hoy las marcas tienen que entender que deben ofrecer la misma experiencia de compra independientemente del canal que haya elegido el cliente para comprar: locales, webstore, app mobile. De eso se trata la omnicanalidad, de integrar el mundo online y offline para que se retroalimenten y generen una experiencia en donde el cliente es el protagonista y todos los esfuerzos están enfocados en él. En consecuencia, deberíamos ofrecer los mismos beneficios y facilidades en todos los puntos de contacto, como así también la misma oferta de productos. Hoy muchas decisiones de compra se toman en el online y se cierran en el offline, y viceversa también, por lo que ambos mundos no deben competir sino funcionar como potenciadores de compra.

Aprovecha y desarrolla el potencial que el e-commerce puede sumarle a tu negocio. Por eso, si aún no vendes online regístrate gratis a OmbuShop